Restaurante R de la Calle, gastrobotánica de lujo

Sigue a

R de la Calle


Aspira a una Estrella Michelín, pero mientras tantos podemos disfrutar de la gastronomía del Cocinero Revelación 2009 elegido en Madrid Fusión. Un lujo. Os presento el Restaurante R de la Calle, cuyo chef Rodrigo de la Calle es un auténtico crack. No desvela sus trucos como los magos, pero sí te deja entrar hasta la cocina y preguntar todo y más.

Está situado en las afueras de Madrid, en Aranjuez, en un local pequeño, con encanto y mejor trato, dividido en dos plantas. Tiene dos ambientes bien diferenciados, el gastrobar, donde las tapas toman otra dimensión, y el restaurante en la planta baja, un lugar mucho más tranquilo donde dejarte llevar por su menú degustación y uno de los mejores arroces que he probado. En verano, su terraza es un clásico de la ciudad.

Todos sus platos se preparan con productos de temporada, con influencia de la gastrobotánica. Un cuidado por los productos de la tierra, una elaboración diferente, una especial atención a vegetales casi olvidados o frutas que hemos dejado de lado. ¿Cómo? Trabajando con huertas tradicionales. Y el sabor, os lo aseguro se nota.

Que no te extrañe ver a Rodrigo entre mesa y mesa o descubrirte de repente viendo emplatar a un chef que da conferencias en la Universidad Internacional Menéndez Pelayo o viaja a Singapur para realizar presentaciones de su cocina mientras Vega Sicilia presenta sus nuevos caldos.

El Chef, Rodrigo de la Calle


Rodrigo de la Calle
Trabajó con Martín Berasategui recorriendo mundo. Forma parte de la Cátedra Ferrán Adriá. Dos simples frases que dicen mucho.

En Madrid ha trabajado en L’Hardy, Goizeko Kabi, Romesco o Lur Maitea. En Elche en el restaurante La Taula del Hotel Milenio, donde conoció a Santiago Orts, su gurú casi en el mundo vegetal. De ahí pasó a Mugaritz, donde trabajó con Andoni L. Aduriz, una segunda revolución sobre todo en la elaboración del foie, el saumado…

Poco antes de abrir su restaurante estuvo con el gran Martín Berasategui. Y, hoy, con todos los que nos acercamos a su restaurante. De hecho, casi cada mes hay algún evento especial, el último, en la terraza de verano hubo una fiesta con Florencio Sanchidrián y el champagne Perrier Jouet, un espectáculo cortando jamón serrano.

Mis recomendaciones


R de la Calle

No me puedo resistir a compartir mi lista de caprichos en R de la Calle: las croquetas por supuesto. El arroz sobre todo, da igual como lo prepare, siempre está buenísimo. Los pétalos de flores están siendo el gran descubrimiento oloroso y visual. El bogavante, en un punto perfecto. Los calamares con mojo verde de cilantro son una de las tapas estrella.

Los espárragos de la tierra, Aranjuez, con alioli de azafrán, tremendos; y las fresas… qué decir.

El descubrimiento de su wine bar y un cava suave del que nunca recuerdo el nombre son parte de sus grandes alicientes. Eso sí, da lo mismo, porque Cristina, responsable de sala, siempre se acuerda.

No soy de las golosas, pero sus postres tienen seguidores exclusivos

Ver galería completa » Restaurante R de la Calle, gastrobotánica de lujo (11 fotos)

Más Información | R de la CalleEn Embelezzia | El restaurante gastronómico Arola Tapas en Sintra, Portugal (I): probamos la degustación de tapas, Comemos en el Sergi Arola Gastro

Los comentarios se han cerrado

Ordenar por:

4 comentarios